Atacan con piedras los camiones del SITT

Las empresas Altisa y 24 de Febrero señaladas como responsables de los daños

0
662

TIJUANA, EP, 01/04/17.- Con el propósito de neutralizar la prestación del servicio y sepultar el intento por romper el monopolio de los pulpos del transporte, que por años han tenido a la población esclavizada a sus tarifas, el mal servicio y a las majaderías, a pedradas agredieron camiones del Sistema Integral del Transporte de Tijuana (SITT).

Los camiones del Sistema Integral del Transporte de Tijuana, fueron bloqueados por sujetos que fueron identificados como choferes de la empresa Altisa, para luego agredirlos a pedradas y amenazar su integridad física.

José Quevedo, uno de los choferes agredidos la mañana del viernes a las 6:00 horas, informó que llegaron un promedio de 7 personas para cerrarles el paso y acto seguido atentar contra los camiones y choferes a quienes les lanzaron pedradas.

Cabe hacer mención, que bajo el nuevo esquema de transporte SITT, lo primero en lo que se insistió fue en la capacitación de los conductores, de tal suerte que su conducta sea ejemplar tanto en el transito cotidiano como con los usuarios del servicio, lo que evitó que se suscitar un enfrentamiento.

Los inadaptados que agredieron a las unidades de la Ruta Troncal, tenían consigna de agredir, no dialogar o llegar a algún acuerdo en virtud de que a los inspectores de vialidad les comentaron que la ruta más importante de la ciudad como lo es La Troncal, invadía sus rutas.

Lo anterior a sabiendas de que los transportistas de la ciudad son solo alimentadores de la columna vertebral del transporte representado por un SITT, debilitado ante la transición de administración priísta a una panista del alcalde Juan Manuel Gastélum, quien tiene la facultad de cuidar y dar prioridad al transporte moderno.

Prisciliano Morales, en su calidad de vocero del Sistema Integral del Transporte de Tijuana, dijo que participaron tanto la empresa Altisa, como la empresa 24 de febrero, contra las unidades a las que quebraron cristales laterales y parabrisas.

Los afectados afirman que dos veces han sido agredidos; la primera vez cuando los delincuentes de la empresa impune Altisa rompe sus parabrisas y la segunda cuando en vez de ser respaldados, todos los camiones afectados fueron remolcados por no contar con placas que la misma autoridad debió haberles proporcionado.