Cuerpos de ancianitos del asilo olvidados en el Semefo

A casi una semana del incendio donde murieron en total siete de ellos nadie se ha presentado a identificarlos o reclamar los cuerpos Al no ser reclamados, podrían ir a la fosa común

0
638

TIJUANA, EP, 31/10/2017.- A casi una semana de haberse suscitado el incendio en el asilo El Refugio, donde perdieran la vida seis personas de la tercera edad y luego se sumara otra que era atendida en el Hospital General, los cuerpos permanecen en el Servicio Médico Forense (Semefo) sin que haya personas que los identifiquen o reclamen.

Así lo hizo saber el licenciado Miguel Ángel Guerrero, Subprocurador de Investigaciones Especiales, quien explicó que de acuerdo a la investigación que hicieron y, la cual coincide con la que hicieron los bomberos, el incendio fue provocado intencionalmente.

Se presume que uno de los occisos, que antes fue visto con un encendedor en las manos y quien llegó a ese centro enviado por el personal del Hospital General donde lo atendieron luego que intentara suicidarse, pudo haber si el que provocó el siniestro.

Es importante decir, que la persona que antes quiso suicidarse y que finalmente fue asilada en ese lugar, fue vista por el encargado de la seguridad del lugar cuando tenía el encendedor en las manos y aseguran que intentó quitárselo pero al registrarlo no se lo encontró y hoy concluyen que pudo haberlo escondido entre el vendaje que tenía en una de sus manos.

Sobre el tiempo que habrán de permanecer los cuerpos en el Semefo, dijo que los pueden mantener ahí por espacio de tres semanas a un mes y si nadie los reclama, irremediablemente se van a la fosa común.

Se le preguntó que si pudieran contar con fotografías de los occisos y del herido, quien por cierto dijo que se encuentra grave, para que a través de los medios se hiciera una pesquisa para ver si alguien los identifica para lograr que sus familiares hicieran acto de presencia en el Semefo para que se hagan cargo de los servicios funerales, dijo que “desconozco si en las oficinas del asilo cuenten con una foto de cada uno de los asilados y que se pudieran utilizar para este propósito.

Sobre la posibilidad de que se contara con un expediente de cada uno de ellos en las oficinas del asilo para ver si existen datos de la persona que los entregó en ese lugar, dijo que a ellos no les compete y consideró que tal vez pudieran ser las autoridades municipales quienes investiguen eso para poder llegar a sus familias.