El sismo lleva a especialistas a profundizar estudios en toda la ciudad

Buscarán si hay relación de esa falla con los deslizamientos en Sánchez Taboada, Camino Verde y Valle Sur

0
620

TIJUANA, EP, 01/04/17.- Luego de suscitado un sismo de 3.5 grados de magnitud, los científicos analizan si alguna placa teutónica o bloques pudieran estar relacionados con los deslizamientos de tierra que se han registrado en diferentes zonas de la ciudad, dijo esta mañana el especialista en sismos, Luis Mendoza Garcilaso.

Como ya sabe, al filo de las 23:40 horas de ayer por la noche, se registró el sismo de 3.5 grados en la escala Richter y en las siguientes minutos se dio a conocer que el epicentro fue ubicado en la avenida Ermita Sur y el bulevar Díaz Ordaz.

El temblor causó alarma entre los tijuanenses, quienes a través de las redes sociales y los diferentes medios de comunicación buscaban una explicación y preguntaban a sus amigos y familiares si estaban bien.

En entrevista con Odilón García en el programa Informe 24, Mendoza Garcilaso, explicó que un grupo de científicos se mantiene realizando estudios sobre las diferentes fallas geológicas que previamente se han identificado en la región, pero sin duda reconoció que este último sismo sorprendió a los científicos porque no tenían conocimiento de la existencia de una posible falla en las inmediaciones entre el hipódromo y el llamado crucero 5 y 10, en La Mesa.

Al conocer y ubicar el epicentro del citado sismo, dijo que los lleva a realizar estudios para conocer si esa falla pudiera estar relacionada con el deslizamiento de tierra que ha ocasionado graves daños a un importante número de viviendas en la colonia Sánchez Taboada, Camino Verde y Valle Sur.

El especialista en sismología, dijo que entre los trabajos que realizan fue detectada una falla en La Presa Abelardo L. Rodríguez, misma que por mucho tiempo advertía de la posibilidad de una afectación en las cortinas y que éstas a su vez permitieran que se suscitara, ya fuera una fuga o bien un fuerte derramamiento del agua acumulada en ese lugar.

Sin embargo, dijo que ante la sequía que ha registrado la zona por varios años, ya no se advierte riesgo alguno en esa zona, pero ellos continúan los trabajos en otras áreas de la ciudad, claro sin perder de vista las fallas que ya se tienen conocimiento de su existencia y que no sólo podrían causar daño a los tijuanenses, sino a todos los bajacalifornianos.