“Permisionarios temporales” queman taxis regulados

Convocan a unidad de los gremios contra actos vandálicos de Altisa y otros que vienen de Guerrero y Michoacán

0
568

TIJUANA, EP, 10/01/2019.- En reunión de diversos grupos de transportistas se hizo un llamado a la unidad contra injusticias y el vandalismo, pues el secretario general de la Unión de Taxis de Ruta, German Martínez Cochran, adviertió la incursión de cientos de transportes con “permisos temporales” que generan el desorden.

A ese señalamiento se sumó la denuncia del secretario general de la Unión de Taxis Rojo y Negro, Víctor Manuel Sánchez González, de que este mismo día por la mañana unos vándalos quemaron cuatro unidades de transporte público reguladas.

Víctor Sánchez, observó que hay mucho malestar entre los permisionarios y chóferes de taxis debidamente regulados por la competencia desleal de taxis “piratas”, “clonados”, e invasiones de rutas por Altisa, todo lo cual podría repercutir en lo que hacen en el sur del país, en salir a quemar esas unidades irregulares e invasoras, “pero aquí en Tijuana está sucediendo al revés”.

“Aquí queman las unidades y les rompen los vidrios a las unidades que están debidamente acreditadas y con la documentación correcta. Aquí están cuatro vehículos quemados en Villa del Álamo, cuatro del tipo Urban, de reciente modelo”, precisó.

Martínez Cochran, señaló la incursión de taxis y minibuses con “permisos temporales”, en los que los inversores son procedentes de Guerrero y Michoacán, y probablemente se involucran en actos de vandalismo, provocando a los permisionarios que sí están debidamente registrados en el padrón del gobierno municipal.

Por su parte, Víctor Sánchez, agregó que en los operativos que realiza la Dirección de Vialidad y Transportes Municipales “siempre son los regulados los que terminan por pagar los ‘platos rotos’, y cuando mencionan a los amparados y clonados nunca hay una respuesta en contra de ellos”.

Se recordó que en años anteriores se han dado enfrentamientos entre chóferes de camiones Azul y Blanco contra los de unidades de Altisa, e incluso de taxistas contra chóferes de minibuses y taxis tipo urban de Altisa, y se acusa a esa empresa y otros como autores de destrozos a camiones del SITT, todo lo cual genera un clima de nerviosismo y temores entre transportistas regulados.

Por consiguiente, urgieron a la unidad de todos los permisionarios y trabajadores del volante para exigir al gobierno municipal acciones contundentes, ya no más palmaditas en la espalda y café con buenas intenciones.

“Unámonos, al margen de nuestras diferencias, si las hay, y sin importar también nuestras diferencias ideológicas o partidistas”, subrayó Víctor Sánchez.