Protagonismos y disputas de fuerzas políticas los retos principales

En el Desarrollo Metropolitano buscarán integrar a Ensenada Guadalajara podría ser el modelo para lograr el Desarrollo Metropolitano entre Tecate, Tijuana y Playas de Rosarito

0
671

TIJUANA, EP, 8/05/17.- Eliminar los protagonismos y acabar con las disputas entre las distintas fuerzas políticas, para ver todo por el bien de Baja California, son los retos principales para el Desarrollo Metropolitano, dijo tajante el diputado Luis Moreno Hernández, presidente de la Comisión de Desarrollo Metropolitano de la XXII Legislatura.

Al celebrarse el foro “Los retos del Desarrollo Metropolitano”, dijo también que por ser parte del desarrollo económico, al encontrarse geográficamente en lo que se conoce como “el corredor turístico”, buscarán integrar al municipio de Ensenada en la metrópoli que habría de estar formada inicialmente por Tecate, Tijuana y Playas de Rosarito.

El presidente de la Comisión de Desarrollo Metropolitano, destacó la forma en que en Guadalajara se pusieron de acuerdo 9 presidentes municipales, que es la zona conurbada y aquí solamente son tres los municipios donde se busca formar la metrópoli, para formar un Consejo Político, como ya lo tienen allá y donde lograron ponerse de acuerdo para trabajar por esa zona.

Celebró el que al foro celebrado esta mañana, hayan asistido diputados, regidores y miembros de diferentes partidos políticos y consideró que será interesante conocer su punto de vista luego de la exposición del doctor Ricardo Padilla Gutiérrez, director del IMEPLAN, Jalisco.

Consideró que para lograr un desarrollo metropolitano, ha hecho falta el consenso y hacer de lado los intereses políticos y personales o de grupo.

Asimismo, destacó el pronunciamiento de algunas personas que piensan que ya es tiempo de trabajar por el bien de todos y no de grupos o de los partidos políticos, donde se tomen decisiones para cualquier actividad pero que se haga una consulta pública.

Moreno Hernández, consideró que ya es tiempo de que se cambie la forma de gobernar, es decir, que no sea la decisión de un grupo o miembros de partidos, sino que la nueva gobernanza es que en todas las decisiones participen también los ciudadanos.

Recordó que para que eso suceda, es necesario también hacer algunas reformas, donde se permita que los ciudadanos participen en las decisiones gubernamentales y que sean ellos los que decidan si un gobernante o representante popular siga o no en el cargo para que haya un verdadero cambio.