“Un mitote” han hecho con la turbulencia económica: COPARMEX

En otras y servicios que necesita nuestra ciudad, lo que se necesita es transparencia y “que no haya gato encerrado”

0
42

TIJUANA, EP, 31/10/2018.- El presidente de la COPARMEX, en esta frontera, Gilberto Fimbres Hernández, consideró que no hay ninguna turbulencia económica que haya sido provocada por la consulta puesta en marcha por el presidente electo, Andrés Manuel López Obrador, para determinar lo relacionado al Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México (AICM) y fue tajante al señalar que “lo que han hecho es un mitote”.

Al término de su exposición como invitado de la Agrupación Política de Baja California (APBC) Fimbres Hernández, dijo que la economía se encuentra estable en México y recordó que a principio de año el dólar alcanzó los 23 pesos por uno y que en la actualidad no hay mucha variante.

La economía en México se encuentra estable, porque no hay mucha variante de la paridad que tenía el dólar antes de la consulta ciudadana y actualmente y apuntó: “la economía está bien y le pido al presidente electo que trate de mantenerla igual”.

Al concluir su exposición, donde habló sobre la relación que tiene el sector empresarial con el gobierno, destacó la forma estrecha como trabajan, porque su comisión es la generación de empleos y mantener una economía estable, pues al gobernante solamente tiene el compromiso de administrar el presupuesto que le otorga el Congreso para atender la demanda ciudadana.

En la sesión de preguntas y respuestas, uno de los integrantes le refirió el caso donde el gobierno ha concursado una obra en la que se habrá de construir una vialidad que inicia en el bulevar Aeropuerto, el cual se habrá de conectar a la avenida Internacional, donde habrá inversionistas a los que se les concesionará para que puedan recobrar su inversión y también que obtenga ganancias.

El invitado les hizo reconocer que es una vialidad que se requiere en nuestra ciudad, “porque lo que necesita Tijuana, son vialidades para que haya movilidad”; les recordó también, que Tijuana necesita agua, por lo que se necesitan las desaladoras, pero consideró que, en ambos casos, debe haber transparencia y “que no haya gato encerrado”.